Bienvenido a nuestra tienda online

¿Eres mayor de 18 años?

15% de DESCUENTO

cupón: DESCUENTO15

 

 

Promoción válida del 3 al 12 de julio.

Promoción no acumulable a otras promociones o descuentos vigentes.

Cerrar

Mi carrito

0

¿Cuál es la temperatura idónea para servir cada vino?

Portada_2

 

Ya llega la primavera y con ella la alegría, el buen tiempo, el calorcito y  la necesidad de tener clara la respuesta a esta pregunta!

Se trate de una cálida cena romántica o de una fría comida de trabajo, lo cierto es que cada vino tiene una temperatura adecuada para ser servido. Sólo así podemos disfrutarlo correctamente y apreciar todas sus características y matices.

TINTOS

Como regla general, los vinos tintos deben servirse en un intervalo entre 16 y 18ºC para que conserven todos sus componentes y se degusten adecuadamente sus matices. Siendo más concretos, los tintos jóvenes pueden tomarse entre 12 y 15ºC para potenciar su frescura y matices florales, los crianzas entre los 16 y 18ºC y los vinos mas envejecidos entre 18 y 20 ºC.

Temperaturas más altas no nos interesan pues provocan la evaporación de los alcoholes. Demasiado calor hace que la volatilidad del alcohol inunde el paladar, haciendo muy difícil apreciar los distintos matices y aromas.

Por eso desaconsejamos el mito de servir los tintos a “temperatura ambiente”. Un mes de Agosto la temperatura ambiente puede arruinarnos la cata de cualquier vino en casi cualquier punto de la geografía patria ..… por eso en verano será recomendable enfriar la botella en una cubitera con agua fresca durante las comidas y evitar dejar la botella al sol y que suba su temperatura a lo largo de la comida y en vez de vino al postre tengamos un caldo! Palabra por cierto que por este motivo no nos gusta nada usar cuando hablamos de vino….pero ese es otro cantar.

BLANCOS Y ROSADOS

En el caso de los vinos blancos jóvenes secos, se tomarán frescos, pero no excesivamente. Un buen intervalo para disfrutar de sus matices frutales oscila entre 7 y 10ºC. Con temperaturas más altas destaca demasiado el alcohol y si son excesivamente bajas, resalta su acidez y se disipa su verdadera personalidad.

Los blancos dulces se aconseja servirlos algo mas fríos sobre los 6ºC, temperatura a la que se resalta sus toques frutales y los matices dulces resultan más elegantes.

La temperatura ideal de los blancos fomentados en barrica o con crianza es entre 10 y 12ºC, vigilando que no sea inferior para no perder los detalles y complejidad que les da el roble.

Las manzanillas, finos y otros generosos, se recomienda servirlos entre 7 y 10ºC

Si hablamos de vinos rosados, se recomienda servir entre 6 y 8º C. En este punto conviene recordar que por debajo de los 5ºC,no se perciben los sabores con rigor.

BURBUJAS

En general la temperatura idónea para tomar el cava, champagne o espumosos de calidad oscila entre 5 y 7ºC.

Siempre la mejor recomendación es preparar el vino con tiempo, nunca mantenerlo en la nevera por mucho tiempo pues puede coger aromas del corcho y preferiblemente enfriarlo siempre en cubitera.

Así conseguiremos sacarle todo el partido y disfrutarlo al máximo todo el año, haga frío o calor.

Fuente foto: www.enoarquia.com

Deja un comentario
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios analizando la navegación en nuestra web. Si continúa navegando, asumiremos que acepta su uso. Más información en Política de privacidad