Bienvenido a nuestra tienda online

¿Eres mayor de 18 años?

15% de DESCUENTO

cupón: DESCUENTO15

 

 

Promoción válida del 3 al 12 de julio.

Promoción no acumulable a otras promociones o descuentos vigentes.

Cerrar

Mi carrito

0

Como vino para chocolate: una combinación de película

j-5-a-wine-and-chocolate-sc1
 

Estamos de suerte porque dos de las cosas más apetecibles del mundo, el vino y el chocolate, hacen una combinación perfecta.

Lo primero que hay que tener en cuenta es que como en cualquier buen “matrimonio”: ni el vino ni el chocolate deben perder su esencia al ser consumidos conjuntamente. Tanto uno como otro deben conservar su personalidad y propiedades. Si no fuera así, uno de los dos productos quedaría anulado o disminuido y no lograríamos el efecto buscado.

Cada tipo de chocolate o postre elaborado con él,combinará de forma distinta con cada vino. Hay muchos tipos de chocolate y muchos tipos de vino. Así que no existe una receta única para maridarlos y se trata de probar e ir encontrando nuestra opción favorita, pero estas son unas pautas básicas para acertar con más probabilidad:

Una de las mejores opciones para maridar el chocolate son los Oportos, en todas sus variedades,Vintage, Ruby y Tawny.

También podemos descubrir pequeños trucos buscando la nota común entre chocolate y vino y de esta manera potenciaremos el sabor de ambos intensamente. Son maridajes por afinidad o armonía. Por ejemplo un chocolate con frutos secos acompañarlo con vinos generosos con aromas a avellanas y nueces como son los Olorosos o los Amontillados. O un chocolate con pasas con un delicioso Pedro Ximenez!

Pero una de nuestras armonías favoritas es con el vino Tinto. ¿Quien al final de una comida no le ha sobrado un poco de vino y al tomárselo con el postre de chocolate ha descubierto por casualidad un mundo de sensaciones?

Aquellos chocolates con menor porcentaje de cacao en su elaboración, maridarán mejor con vinos de cuerpo más ligero y afrutado, con sabor más suave, que se complementarán muy bien con la frutosidad del chocolate. Reservas y grandes reservas de Rioja y Borgoñas pueden darnos grandes sorpresas.

En el caso del chocolate amargo, aquellos a partir de un 70% de cacao, maridan perfectamente con vinos de más cuerpo, como el Cabernet Sauvignon, vinos de Toro, Burdeos… en estas combinaciones la manteca del cacao suaviza la corpulencia del vino y lima la sequedad de los taninos.

Existen también algunos vinos blancos muy aconsejables de maridar con chocolate como son los vinos alsacianos de Riesling o Gewurztraminer, el Moscato o el Sauternes.

La combinación vino y chocolate es un clásico y para mejorarla, sólo cabe sumarle un ingrediente imbatible: buena compañía.

Fuente foto: www.excelsior.com

Deja un comentario
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios analizando la navegación en nuestra web. Si continúa navegando, asumiremos que acepta su uso. Más información en Política de privacidad